Menu

Cart

30. Interacción Dialógica: Impacto de emociones en el aprendizaje

Voss, Tobias, Alemania y Martin Carnap, Costa Rica. - - Los recientes conocimientos de la investigación del cerebro han aportado numerosos modelos y aclaraciones sobre los contextos de “aprendizaje” y “cambios personales y de desarrollo”, los cuales hacen el trabajo con tareas de interacción aun más ventajoso. El sistema límbico juega un rol importante en este proceso con la amígdala cerebral como el centro de proce-samiento central.

Para leer este artículo en PDF haga click aquí: Interacción dialógica

art 30

Permanentemente, el cerebro calcula lo que pasará próximamente. Si se realiza lo esperado, lo valora como insignificante – el cerebro cambia “auto-piloteo”. Las vivencias valoradas como “diferentes”, “mejores” o “sorpresas” reactivan nuestra atención. Estas experiencias son procesadas con una prioridad más alta e incrementan la probabilidad de ser almanecadas en nuestra memoria a largo plazo. Como efecto secundario se activa el sistema de recompensa del cuerpo. Este sistema emite opiatas propias del cuerpo como la dopamina, los cuales gratifican al aprendiz con un buen sentimiento.
Se aprende lo que vale la pena ser aprendido. En el caso contrario el cerebro se apaga, para no desperdiciar recursos limitados en algo inútil. Las tareas de interacción crean momentos de sorpresa. Las tareas y los desafíos son nuevos para los y las participantes, así como su resolución. Las tareas de interacción y los proyectos de aprendizaje alertan todos los sentidos, llevando intensas experiencias a los y las involucradas, quedándose profundamente en la memoria. 

 Las emociones direccionan la conducta 

Las emociones son las fuentes de energía o los “motores” de toda dinámica cognitiva. Tienen un efecto enfocador de la atención y abren conexiones a almacenes de memoria. Las emociones son además reductores de complejidad y nos ayudan a tomar decisiones y jerarquizar contenidos de pensamiento.

La amígdala como parte del sistema límbico da al ser humano permanentemente realimentación emocional sobre lo que experimenta y piensa racionalmente. Sin este mecanismo el pensamiento racional no es posible. Las tareas de interacción crean sentimientos en los y las participantes. Son concebidos como pequeños mundos de aprendizaje en que los grupos deben superar desafíos, incitan conductas auténticas en los involucrados. Como en la vida real, tienen que reflexionar y enfrentarse con procedimientos y puntos de vista de otros. Todo esto libera numerosas emociones. El proceso de aprendizaje se vuelve auténtico, a los y las involucradas se les aclara la cabeza y pueden tomar decisiones más fácilmente.

Aprendizaje significa vivenciaART 30.1
Los niños pequeños son los mejores aprendices. Ellos son permanentemente creativos e inician nuevas cosas. Ellos examinan, descartan y prueban más novedades. Según la neurobiología el aprendizaje en esta primera fase de vida es el más intensivo. Se crean en un corto período de tiempo mucho más conexiones neuronales que más adelante en la vida adulta. Los niños que se desarrollan en un contexto bicultural, aprenden los idiomas generalmente jugando; o, aun más temprano, aprenden procedimientos complejos como caminar y hablar. Lo aprendido se graba por creación y vivencia de forma tan profunda que ya no se puede desaprender.
Los “conocimientos” no pueden ser simplemente “transmitidos”, sino solamente ofrecidos. El aprendiz tiene que crear e integrar los conocimientos por sí mismo. Las tareas de interacción contribuyen a activar nuevamente las estrategias de aprendizaje que teníamos como niños.

Cuerpo y espíritu en acción
El cerebro y el resto del sistema nervioso están en red con todo el cuerpo. Lamentablemente el aprendizaje tradicional todavía se ejecuta en una posición sentada. El aprendizaje se indica como cosa de la cabeza, como un proceso lingüístico y cognitivo. Hoy sabemos que el cuerpo y el espíritu son un sistema, que está unido inseparablemente. La interacción social presenta una plataforma ideal para llevar el cuerpo y el espíritu a la acción. En la mayoría de los casos, las tareas de interacción son basadas en interacción social y en movimiento. Así integran la actividad física al proceso de aprendizaje.

Aprendizaje multi-canal
Desde la perspectiva neurobiológica todas los estímulos lingüísticos y cognitivos presentan un excelente abordaje para los procesos que toman lugar en el cortex cerebral. Sin embargo, su espectro de impacto queda limitado. Como lo demuestran los recientes resultados de la investigación del cerebro, para procesos de comunicación y para tomar decisiones de cualquier tipo el neo cortex ocupa las partes filogenéticamente más ancianas del tronco cerebral, llamadas frecuentemente el cerebro reptiliano. Es indispensable para la realimentación emocional y valora lo que hace el cerebro. Esto significa que, para crear aprendizaje y cambios sostenibles, debemos hablar el lenguaje del cerebro de reptiles. Como los reptiles no hablan tanto necesitamos impulsos visuales adicionales. Si podemos añadir a estos impulsos visuales la interacción física y social, las cuales por sí mismos crean imágenes internas, entonces se incrementa la fuerza del estímulo de aprendizaje y de cambio. Las tareas de interacción funcionan, desde este punto de vista, como películas, en las cuales la persona es al mismo tiempo actor y director: Toma influencia en la acción y a la vez en la crítica de revisión de la película.

Autores del artículo: Tobias Voss (Alemania) y Martin Carnap (Costa Rica). Publicado el 20 de agosto de 2015.

 

Tel. +506 2102-0199 

Tel. +506 2292-7054

San José, Costa Rica

P.O.Box 47-2200 Coronado

Localización Waze

Testimonios y comentarios

Carlos Montoya | CEIPA

Carlos Montoya ceipaEn CEIPA Business School venimos utilizando las herramientas Metaacción de manera entusiasta desde hace tres años. Comenzó con nuestro proceso de planeación estratégica, ayudándonos a construir diagnósticos participativos y planes colaborativos, dándole de esta manera nuevos rumbos a la institución.  Al tiempo hemos desarrollado en nuestros colaboradores habilidades de trabajo en equipo, sinergia entre unidades y competencias de co-creación. Por supuesto, esto nos condujo a certificar en Metaación a un buen grupo de nuestros docentes, quienes han proyectado su aprendizaje en los procesos formativos, evaluativos y de planeación del aprendizaje de nuestros estudiantes y la administración de la facultad. Dicho trabajo facilitó un importante proceso de reforma curricular, recientemente reconocido por la agencia de acreditación EQUAA como una de las tres mejores innovaciones pedagógicas del país y seleccionada para representar a la nación en el concurso latinoamericano de innovación pedagógica. 

Más testimonios...

Metaacción Magazine

Color I Color II Color III

Log In or Register